Select Page

Todo el tiempo escucho chicas diciendo “quiero aumentar el tamaño mis glúteos” o chicos diciendo “quiero un pecho más grande”, pero comen como pajaritos, literalmente. Si quieres crecer, si quieres desarrollar músculo, si quieres cambiar tu cuerpo, tienes que pensar en crecer y luego puedes dedicarte en definir tu cuerpo. No hay manera (a menos de que decidas consumir esteroides) de desarrollar una buena cantidad de músculo y perder grasa corporal al mismo tiempo. Para mejores resultados, necesitas hacer una cosa y luego la otra.

Es poco probable, a menos de que tengas mucho sobrepeso, que solo perdiendo peso vayas a obtener los resultados que deseas. Si deseas tener definición muscular, necesitas tomar tiempo para construir esos músculos.

Si quieres mejorar tu físico, lo primero que tienes que hacer es aceptar el hecho de que vas a ganar algo de peso durante el proceso. Sé que esto es difícil, especialmente para nosotras mujeres. Debes entender que este período solo te beneficiará.

Si has estado haciendo dieta por siglos, te sugiero que aumentes tus calorías a mantenimiento o más (hazlo progresivamente) y te tomes un descanso de ese eterno déficit calórico.

Hacer dieta es agotador. Toma cada parte de ti para hacerlo. No sólo requiere un montón de energía, también es muy duro emocionalmente. Tu metabolismo se hace más lento, tus hormonas se desestabilizan y a veces requiere que no puedas ir a eventos sociales.

Hacer dieta para siempre no es la respuesta para una mejor composición corporal. No te hará verte más “tonificada(o)” como algunas personas les gusta decir. Más músculo lo hará.

Confía en mí cuando digo que consumir una buena cantidad calorías no significa decir adiós a un cuerpo hermoso, significa estar orgulloso del potencial de tu cuerpo y de las cosas que puedes lograr por tu fuerza. Tampoco significa que tienes que ganar un montón de grasa, ya que cuando se hace bien, esto se puede minimizar.

Un exceso de calorías significa más energía, mejores entrenamientos, más comida, la capacidad de ser más social, y puedes ser un poco más flexible con tu dieta. En mi caso, significa más vasos de vino, más helado, más pizza y más galletas.

Quiere tu cuerpo en todas sus formas y tamaños. Seco, atlético, o cuando tienes unos kilitos “extra”. Yo aprendí amar a mi cuerpo en ambos pesos (125 libras – 114 libras) el hecho de que yo estaba más delgada no significa que era mejor o más feliz. Estoy feliz, orgullosa, y tengo confianza en mi misma en ambas fotos. Mi autoestima no lo determina un número en la balanza, y así es como debe ser siempre. Solo tienes UN cuerpo, así que aprécialo en cada etapa. La salud va mucho más allá que tu apariencia.

Y si por alguna razón no me crees, ve a tu IG / Twitter y échale un vistazo al hashtag #gainingweightiscool (por Arianna Dantone, gracias por iniciar este increíble movimiento!). Todas las chicas y chicos que han publicado fotos se han tomado el tiempo para comer en un superávit calórico y levantar pesado para construir el físico que tienen ahora.

– Kath.